El Ayuntamiento de Deba trabaja en un plan para cuando la situación se normalice

24/04/2020
El estado de alarma sanitaria que estamos viviendo, además de afectar a corto plazo, tendrá efectos a medio y probablemente a largo plazo, según las personas expertas. Tal y como señaló el alcalde, Gilen Garcia, hace unos días, el Ayuntamiento de Deba está trabajando para que en la medida de lo posible se prevean las consecuencias y se estudien las medidas que pueden paliar el impacto negativo de esta situación en la ciudadanía. En colaboración con los otros partidos que integran el Ayuntamiento, está trabajando en medidas económicas como el ajuste del presupuesto municipal.

En el formato que exige la situación, es decir, de forma telemática, los diferentes departamentos municipales van abordando paulatinamente los temas habituales. Y se están celebrando reuniones de comisiones. La comisión de Hacienda ya ha celebrado tres reuniones. De hecho, se sabe que uno de los efectos negativos que dejará el covid-19 será el económico. Y se puede prever, además, que en muchos ámbitos será importante. Por ello, los tres partidos políticos trabajan conjuntamente en el ajuste presupuestario del Ayuntamiento de Deba.

En este momento se sabe que la aportación que recibe el Ayuntamiento de Deba de la Diputación Foral de Gipuzkoa va a ser menor y, va a ser necesario hacer cambios. Por lo tanto, el presupuesto también se está ajustando a la nueva situación.